La enseñanza del saque en la Estrategia

La enseñanza del saque en la Estrategia

final fourLa consideración fundamental para educar a un jugador en los saques es incentivar su Inteligencia e intuición y practicar mucho para que su calidad  de pase aumente.

Los saques son una oportunidad en que nuestro equipo tiene el balón y, en muchas ocasiones, la oportunidad de realizar una jugada de estrategia con la finalidad de hacer gol. No debemos regalar el balón al contrario por un saque no reglamentario o por precipitarnos. Si la opción de saque no nos interesa es preferible no sacar ya que sólo perdemos una posesión, en cambio podemos ganar un contraataque en inferioridad

Las fintas del saque descolocan a las defensas y nos permite mayor libertad en la acción a realizar.

Definición de finta: “Cualquier movimiento hecho con el cuerpo, independientemente de la trayectoria del balón, con el fin de confundir al adversario, obligándole a desplazarse, o iniciar un movimiento, hacia un lugar que beneficie nuestra acción”

Debemos tener en cuenta la estrategia rápida, donde buscaremos realizar el saque con rapidez con el objetivo de coger a la defensa desprevenida

Los atacantes no permanecerán estáticos, no seremos fáciles de defender. Entrenaremos el timing entre sacador y rematador de forma analítica y por parejas.

Tendremos en cuenta las piernas dominantes a la hora de sacar para sacar mas rendimiento al mismo.

Tener presente el balance defensivo, que una situación favorable de ataque no se convierta en un contraataque en contra.

El portero actuará como último defensor, adelantado, muy atento a cortar cualquier balón dividido

 

 

@ricardocalabuig

rcalabuig@mscb.es

Pedro García Vilar : Ejemplo para nuestros jóvenes

Pedro García Vilar : Ejemplo para nuestros jóvenes

Bueno antes de todo me voy a presentar, soy Pedro García Vilar jugador del LEVANTE U.D.D.M que milita en primera división de futbol sala y estudiante de CAFD en la universidad católica de valencia.

Voy a contaros un poco como fueron mis inpedroicios en el futbol sala hasta llegar a intentar defender a Sergio Lozano.

Como todo niño empecé en mi colegio, en Jesús y María, pero mis inicios fueron bastante dubitativos ya que no era de los buenos del equipo y no iba convocado a muchos partidos, todo cambio cuando fui seleccionado por primera vez para ir con la selección valenciana   para ir a jugar el campeonato de España a Torre Pacheco (Murcia) en la categoría de infantil de segundo año, como seleccionador tuvimos a Ricardo Iñiguez. Fue una experiencia muy buena en la que hicimos un grupo fantástico, la pena fue que fallase el penalti decisivo en la tanda de penaltis contra Aragón en cuartos de final, nunca olvidaré como, mi compañero y gran amigo Alex Oviaño, al verme llorar en el punto de penalti vino corriendo a darme un abrazo.

Lo que no sabíamos es que aquella generación de 1992 culminaría su época de juveniles ganando un campeonato de España en Segovia, pero ya habrá tiempo para contarlo.

El siguiente año decidí dar un paso que a la larga fue decisivo en mi trayectoria, dejé el equipo de mi colegio y me fui, gracias a la insistencia de Manu Gázquez, a Maristas un colegio muy importante en categorías base y que encima tenía un equipo en la segunda división de futbol sala.

Llegué en cadetes de primer año y la verdad es que desde que llegué solo puedo recordar buenos momentos y lo bien que fui recibido por todos aquellos enamorados del futbol sala.

Todo jugador tiene un punto de inflexión en el piensa que puede llegar a la elite de su deporte, yo lo tuve en juveniles de último año, cuando el club decidió que ni Borja Marín, Javier Civera, Alex Oviaño, ni yo, compitiéramos en categoría juvenil y nos fuéramos a Alboraya FS en 2ºb (en aquel entonces 1ª Nacional A), que ese año firmó un convenio con nuestro equipo de 2ª división, éramos su filial.

Esta temporada nos tenía guardado un último regalo para culminar todos estos años en categorías de base. Nos embarcábamos en nuestro último año de selección valencia con casi el mismo grupo de jugadores que fuimos en infantiles a Torre Pacheco, en cadetes a Mazarrón, en juveniles de 1º año a Ibiza, de 2º año a Barcelona, y llegaba nuestro año. Esta vez cogió el timón de entrenador Manolo Peris, que desde el primer momento nos metió en la cabeza que este era nuestro año y no podíamos dejar pasar esta oportunidad.

Tras una Fase Previa impresionante en Librilla (Murcia), dejando fuera a la todopoderosa Murcia por un contundente 0-6, nos esperaba la fase final en Segovia. Para los que vivimos esa semana en Segovia es indescriptible, aún se me pone la piel de gallina al pensar en el día de la final contra la Galicia de David Pazos (Inter Movistar), Antonio Diz (Azkar Lugo). Dicen que las finales están para ganarlas, y eso hicimos, ganamos 3-2 y poníamos fin a una etapa en categorías base con el mayor reconocimiento posible CAMPEONES DE ESPAÑA sub 19.

Aquí terminaba una época pero empezaba una con muchos más sueños y objetivos por cumplir. Mi primer año en 2º División de Liga Nacional de Futbol Sala fue muy duro porque ya no te enfrentas a chicos de colegio si no a profesionales de este deporte. Otro gran momento en mi trayectoria llegó con la 1º convocatoria con la Selección Española Universitaria para jugar el mundial universitario en Portugal.

Y en el 2013 se decide unir dos colegios, dos canteras y dos clubs en un único club para intentar devolver a valencia a la élite del futbol sala, y así lo hicimos nos embarcábamos en este proyecto ilusionante con José Escrich como entrenador. Un año buenísimo en el que se mezcló la veteranía de jugadores como Jordi Lledó, Kiko Berrocal, Carlos Márquez, etc. con juventud que venía de Maristas y esa mezcla consiguió el añorado ascenso a 1ª División de Liga Nacional de Futbol Sala, un verdadero sueño cumplido, enfrentarme a los mejores jugadores del mundo.

Ese verano fui seleccionado por 2º vez con la Selección Española Universitaria, para jugar el Mundial Universitario disputado en España, de nuevo una experiencia inolvidable.

Llegaba uno de los momentos más importantes de mi vida, debutar en 1ª División, y además que ese debut fuese contra el todopoderoso Barcelona FC. El partido lo perdimos, pero yo tenía claro una cosa, “ahora es cuando más voy a trabajar porque he llegado a la élite y no estoy dispuesto a irme, me quedan muchísimos sueños y objetivos por cumplir y pienso luchar por conseguirlos”.

Un día de fútbol sala con la afición del Peñíscola; por Eloy Cerdá Gellida

Un día de fútbol sala con la afición del Peñíscola; por Eloy Cerdá Gellida

 

Supporters Fondo Sèquia, un grupo de animación de verdad

juanqui

En este nuevo capítulo que tengo el placer de escribir voy a centrarme en la forma de vivir un día de partido desde el punto de vista de la afición y, más en concreto, en cómo viven los Supporters Fondo Sèquia – grupo de animación del Peñíscola FS – los días de partido en los que su equipo juega sus encuentros de Primera División en condición de local.

Sábado 28 de Febrero, a las 18:00h se jugará el Peñíscola Bodegas Dunviro – ElPozo Murcia de la jornada 24 de Primera División. A las 13:00h quedamos en un conocido local de Peñíscola – Café-Pub Duomo – para iniciar lo que podemos denominar la previa del partido. En las televisiones del establecimiento no puede haber otra cosa que no sea fútbol sala aprovechando la retransmisión de Teledeporte en horario matinal de un partido de la jornada. Mientras Juan Reales, Borja y Lampe se encuentran preparando la paella que posteriormente vamos a comer, cada vez son más los miembros del Fondo que se acercan al lugar. Sin perder detalle del partido televisado, empiezan a surgir anécdotas que algunos de los allí presetes han vivido en varios de sus desplazamientos. Recuerdan su visita a Levante en la que algunos seguidores “granotas” les felicitaron por la magnífica afición que son al no parar de animar ni un solo segundo a los suyos. Entre risas, otros se acuerdan del desplazamiento al Palau Blaugrana por un pequeño suceso sin importancia o de la magnífica comida de hermandad con el Frente Quesero de Jumilla. Como no, también se habla de la aventura vivida en su último desplazamiento a Zaragoza donde la docena de aficionados que fueron terminaron yéndose a tomar una cañita para celebrar el punto logrado ante los aragoneses.

paellasA las 14:30h, ya con un pequeño picoteo en el cuerpo, llega la hora de comer la magnífica paella que nos han preparado los cocineros. Las condiciones meteorológicas acompañan y los cerca de 50 aficionados que nos reunimos nos ponemos a degustar este plato típico valenciano a la luz del sol que brilla en Peñíscola. Después de comer, mientras casi todo el mundo va a hacerse el café y la copita de rigor, nos quedamos sentados en la mesa Manolín, Juanan, Sospedra, Pitu, Héctor y un servidor e iniciamos una tertulia “futsalera” de mucho nivel. Analizamos la plantilla, partidos, características de algunos jugadores – no solo del Peñíscola, también de otros equipos –, su nivel e importancia en el equipo y, además, se recuerdan algunos jugadores que han vestido la camiseta peñiscolana surgiendo incluso una pequeña enumeración de aquellos que destacaron más en su paso por la entidad que preside Juan Vizcarro. ¡Qué gozada de conversación!

Finalizada la tertulia nos juntamos con el resto de los presentes en el interior del Duomo para “hidratarnos” un poco y preparar la garganta de cara al partido. Algunos no pueden resistirse y empiezan los primeros cánticos de apoyo al conjunto azulón, los cuales son seguidos por la gran mayoría de simpatizantes. Alrededor de las 17:00h – una hora antes de que empiece el partido – nos vamos hacia el pabellón y los integrantes del Fondo Sèquia ocupan su lugar en una esquina de la grada. Desde el calentamiento de los dos conjuntos se anima todo lo posible al equipo para tratar de motivarles y sacar los tres puntos. A las 18:00h empieza el partido y no hay ni un solo segundo de silencio. Unidos a una charanga, se dejan la garganta, el alma y todo lo que llevan dentro.

paella2

grupo1Aproximadamente a las 19:30h el partido termina y el Peñíscola pierde 2-4 frente a ElPozo Murcia. Pero eso no importa. Mientras el público general se marcha del pabellón ellos se quedan en la grada – junto a las Cheerleaders del Club Madison – sin dejar de animar hasta que los jugadores terminan los ejercicios de estiramiento postpartido y se marchan a la ducha. Sin embargo, la cosa no acaba ahí. La comunión del Fondo Sèquia con el equipo es tan grande que estos se esperan en la puerta – sin que pare la música de la charanga – hasta que los jugadores salen del vestuario para charlar un rato con ellos y felicitarles por el esfuerzo realizado durante todo el partido. Cuando los que ofrecen el espectáculo sobre la pista se marchan es la hora de la retirada, aunque no todos a casa. Algunos siguen la fiesta que les proporciona el fútbol sala hasta que el cuerpo y las fuerzas aguanten.

Este sábado el Fondo Sèquia emprenderá viaje destino a Santa Coloma para presenciar el transcendental choque ante los catalanes en el que el Peñíscola – si gana – puede dar un paso gigantesco para clasificarse a los Play-Off por el título. El equipo no estará solo, ellos animarán hasta el final dándolo todo, como siempre.

chicas

Para concluir, desde estas líneas solo me queda dar las gracias a todos los integrantes del Fondo Sèquia, y en especial a Juanan Boix, por invitarme a pasar una jornada con ellos disfrutando de un gran ambiente y una magnífica compañía.

Eloy Cerdá Gellida (@eloyete_cg) – Coordinador de Contenidos